Cabecera

Universidad de Jaén

RSS feed
  • La soledad de los números primos

    (0)
    Enviado el noviembre 30th, 2010AdministradorGeneral

    Al abrir el libro “La soledad de los números primos” de Paolo Giordano, el azar situó frente a mi vista el inicio del capítulo veintiuno que dice: Los números primos son sólo divisibles por uno y por sí mismos. El autor más adelante continúa escribiendo que están emparentados entre otros dos números. De entre ellos, los gemelos  son parejas de números primos que equidistan dos. El 11 y el 13, el 17 y el 19 o el 41 y el 43. Si ya de por sí los primos son números especiales, los gemelos lo son aún más únicos. En la doble obra de Giordano, Alice y Mattia son dos personajes con vidas paralelas, truncadas por desgracias insolitfantiles, que como metáfora son los primos gemelos de la historia. Mattia Balossino personifica la manida figura de excéntrico matemático sumergido en un amor imposible hacia Alice. Amor que, en este caso, es bidireccional y adolescente. El libro, todo hay que decirlo,  llegó a mis manos gracias a la generosidad de un ser querido, que sin el suficiente juicio me imagino simétrico, y que, al tener el detalle de regalármelo, sin saberlo, novelo en mí la famosa conjetura, aún abierta, que afirma que existen infinitas parejas de primos gemelos. Estos primos  aunque solitarios, obviamente no pueden tener ningún primo contiguo; sin embargo, están siempre próximos a otro: su gemelo. Pero al tiempo constituyen la metáfora de los seres individualistas que poblamos la sociedad actual: solos y próximos a otros individuos- sus coetáneos gemelos- también solos y próximos al mismo tiempo. De la existencia de infinitos primos ya dio buena cuenta Euclides. Aunque demostró dicha existencia, aún hoy los matemáticos andan enfrascados en un método efectivo para confeccionar la lista de todos ellos. De hecho, tras años parece que existe un pesimismo generalizado al respecto. Pero surgen preguntas nuevas ¿qué distancia hay entre dos números primos consecutivos?  En este punto aparece la Conjetura de los primos gemelos que afirma que existen un número infinito de primos p tales que p+2 también es primo. Insisto como propuesta al lector que la conjetura anterior sigue a la espera de su particular Euclides. Giordano es físico de formación y actualmente, según reza en la solapa del libro, prepara su doctorado en física de partículas. Además, como muchas de las obras literarias de éxito, ya tenemos la versión cinematográfica de la misma con la italosueca Isabella Rossellini como protagonista y con Saverio Costanzo, director nominado al Oso de Oro de Berlín en 2007 y ganador del David di Donatello (el Goya italiano),  como director y guionista.